¿CONOCES EL AMOR? , artículo de Handry Santana

handry santana 2Por Handry Santana///EPC DOMINICANA-MEDIOS

Amigos, quiero compartir con ustedes mi escrito…. ¿Te has preguntado alguna vez que es el amor? ¿Conoces algún sabio o pensador que lo describa a la perfección?

Podrías utilizar las palabras más hermosas, las combinaciones más complejas y no alcanzarías a establecer un concepto adecuado que te convenza, que no necesita definiciones rebuscadas o adornos. Tan simple; pero tan difícil. ¿Amas? ¿Te aman?

Iniciarías un viaje en el camino de las letras de la humanidad y surcarías los infinitos mares del saber, hasta comprender que el amor, citado en millones de canciones y poemas, no es un sentimiento, ni una actitud, tampoco una decisión. Al leer los inmensos pensadores, los eternos filósofos y sus teorías, entenderás que ni la grandeza de su sabiduría pudo alcanzar poner en unas líneas el amor. Qué paradoja ¿verdad? Ahora nuestro pensamiento esta revuelto. ¿Quién podría regalarnos la idea más clara del amor?

Para algunos son mariposas revoloteando en nuestro estomago, para otros la sensación de no poder existir sin la presencia de otro ser, incluso es catalogado como un tipo de asfixia en los más jóvenes. Científicos lo califican como una droga, adeptos como devoción. Su concepto se segmenta por sexo, edad o clase social: las mujeres como un sacrificio, los hombres como un deber, los jóvenes como la razón de levantarse, los ancianos como algo que el tiempo gasta ¿Y tú qué piensas del amor? ¿Has sentido amor alguna vez? ¿Es química o física?

¿Podrías decirme si el amor es dolor o alivio, si su sabor es dulce o amargo? A lo mejor no tiene sabores y simplemente no ocasionada ningún efecto. Ahora estamos más enliados en el concepto.

Los más escépticos dicen que el amor no existe, que es un invento humano para refugiar sus vacios existenciales. En la actualidad extrañas sectas lo reducen a una posesión diabólica e incluso se privan de manifestarlo. Gurús de la administración lo definen como la causa de los quebrados y algunas corrientes como el motor que mueve al mundo ¿En quién creemos? ¿Se puede aprender a amar? ¿Existe la fórmula perfecta para el amor?

¿Qué tan fuerte es el supuesto AMOR que conocemos? Cientos se suicidan por “amor”, miles se arrojan a lo más inaudito, desde pócimas, embrujos, hechizos y rezos. Millones lloran por él, sin tan siquiera conocerlo; pero lo más inquietante es que la mayoría logra olvidar lo que alguna vez sintieron e instauran un nuevo proceso desde cero, enamoramiento, idealización, consumación, frustración y a comenzar una vez más. Aman a unos y odian a otros ¿Dónde está el error?

“Si alguien afirma: Yo amo a Dios, pero odia a su hermano, es un mentiroso; pues el que no ama a su hermano, a quien ha visto, no puede amar a Dios, a quien no ha visto” (1 Juan 4:20)Dios familia

Un día descubrí mi verdad, que puede ser no sea la tuya, de quien hace el favor de leerme. Descubrí que no hay varios tipos de “amores”, que el AMOR con el que arropamos a los demás no tiene distinción con los lazos, es amor y punto. “Y éste es mi mandamiento: que se amen los unos a los otros, como yo los he amado” Dice el mismo hijo de Dios en Juan 15:12. Eso no lo hace más fácil, eso lo complica todo, porque estamos llamados a descubrir el amor y otorgarlo, recibiéndolo como un don. ¿Cómo emular un amor tan perfecto como el divino? ¿Cómo amar a los que nos dañan? ¿Cómo perdonar sin reservas?

“El amor es paciente, es bondadoso. El amor no es envidioso ni jactancioso ni orgulloso. No se comporta con rudeza, no es egoísta, no se enoja fácilmente, no guarda rencor” cita Corintios en las sagradas escrituras. ¿Podríamos olvidarlo todo, para arrojarnos a este perfecto amor? Donde nada importa, ni los egos, ni el pensamiento ajeno. Es un proceso como caminar sobre brazas.

“Innumerables veces la palabra amor aparece en la biblia, incluso en ella se resume todo expuesto en cada libro que la compone. “Si tengo el don de profecía y entiendo todos los misterios y poseo todo conocimiento, y si tengo una fe que logra trasladar montañas, pero me falta el amor, no soy nada” regresamos a Corintios.

Al final no existe la definición del AMOR; pero si conocemos el camino para construirlo. No seremos santos, perfectos e inmaculados; pero el PODER DE AMAR nos ha sido regalado por el padre, sin discriminación. El no nos califica por tipo, por raza, por sexo, por tan malos o tan buenos, NOS AMA, NOS ACEPTA, NOS PERDONA. Y si en su grandeza es capaz de mirarnos con amor a pesar de nuestras miserias ¿Quiénes somos nosotros para juzgar y no perdonar? Por amor el mismo Dios nos entregó a su propio hijo, reducido a morir en una cruz junto a ladrones, para hacernos entender la grandeza de su entrega.

Aun no he aprendido amar; pero quiero hacerlo. Caer y levantarme, seguir amando. Verme en el espejo y saberme amada por el padre celestial es mi impulso, porque no lo merezco. No es carne, no es sensación, no es pertenencia: ES AMOR

Construir el amor en nuestras vidas implica grandes cambios, que se logran despacio y sin prisa.

A veces regreso a mis pensamientos cuando era un niña, que un mango me arreglaba el día, o ver mis muñequitos favoritos o soñar con un baile. Me sentía feliz tumbada en la tierra, sin peinarme, sin maquillaje, sin internet. No necesitaba mucho. Recibía y daba amor sin espera y sin límites, porque no tenía que darle cuentas a nadie, ni me importaban los “likes”. Por eso la felicidad esta enlazada con el AMOR, mientras más amor damos o recibimos, más felices somos…mientras menos juzgamos, menos la carga. EL AMOR ES LA RESPUESTA A TODOS LOS PROBLEMAS DE LA HUMANIDAD.

Perdona, perdónate y recibe el perdón….el AMOR cura.

Fuente: Redes de Handry\\\Imágenes agregadas por EPC desde la red

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: